DESARROLLO PROFESIONAL

No sólo es la acumulación de conocimientos, modelos y experiencias propias exclusivamente relacionadas con un área específica, es el saber lo que otros en su campo están haciendo, participar de actividades, proponerse como conferenciante, asistir a eventos, aprender metodología y estar al día en las innovaciones tecnológicas son ejemplos de prácticas efectivas para acumular nuevo conocimiento para lograr el desarrollo profesional. La EDUCACIÓN continua denota experiencias de aprendizaje que actualizan el conocimiento, destrezas y habilidades previamente adquiridas, que permitan ejercer la labor con eficacia y responsabilidad. Por ende el Desarrollo Profesional es el proceso de crecimiento en la vida ocupacional de todo profesional y comprende todas las actividades que enriquecen profesionalmente al individuo desde que es empleado, luego de su graduación, hasta el momento de su retiro o jubilación y más aún.”
El desarrollo profesional demuestra el compromiso de tiempo y esfuerzo que realiza el profesional de la información para asegurarse de aumentar el nivel de la excelencia en el desempeño de sus funciones a través de su carrera. El ambiente dinámico y cambiante de los centros de información, o de su práctica profesional de consultoría, demanda que los profesionales mantengan y continúen desarrollando sus conocimientos y competencias para poder ejercer, anticipar y satisfacer las necesidades de los usuarios en la comunidad en la cual se encuentren.